Cosmética Personalizada

Cosmética Personalizada -

Cómo afecta el ejercicio físico a tu piel

Como todos sabemos, hacer ejercicio físico es muy beneficioso para la salud en general y, además, nos ayuda a mejorar nuestro aspecto, ya que con ello tonificamos los músculos y eliminamos la flacidez. Sin embargo, pocas personas saben que el ejercicio físico también tiene efectos cutáneos negativos, por lo que bien podemos decir que es un “arma de doble filo” para la piel.

Veamos en primer lugar los beneficios que aporta a nuestro cutis:

-Cuando realizamos una actividad física los vasos sanguíneos se dilatan, lo que permite que llegue a todos los órganos, y por tanto a nuestra piel, una cantidad mayor de flujo sanguíneo, consiguiendo así que recobre su luminosidad.

-Practicar deporte rebaja el nivel de estrés y con ello previene el envejecimiento prematuro general y cutáneo que éste provoca.

-Hacer ejercicio regularmente ayuda a conservar el colágeno en mejor estado. Como sabes, el colágeno es una proteína contenida en la piel que, al estar localizada entre la epidermis y los músculos, juega un papel fundamental en el mantenimiento de la tersura de la piel y la firmeza de éstos.

ejercicio físico y piel Ahora que ya conocemos los beneficios para la piel derivados de la práctica del ejercicio físico, conviene señalar los efectos menos positivos del mismo:

-En los deportistas, el recambio celular de la epidermis se acorta debido al desgaste continuo de la misma y, como consecuencia, la piel se deteriora antes.

-Durante el ejercicio físico nuestra temperatura corporal aumenta. Para evitarlo el organismo emite sudor a través de la piel, lo que produce un efecto refrescante al evaporarse el agua contenida en el sudor; sin embargo, durante este proceso también se pierden minerales y con ello se favorece el envejecimiento prematuro de la piel.

-Para concluir, hemos de mencionar una vez más los negativos efectos de la exposición a la radiación solar, acrecentada si realizamos la actividad física al aire libre y que, como sabemos, provoca un aumento de los radicales libres acelerando así el natural proceso de envejecimiento cutáneo.

Categoría: ¿Conoces tu piel?
  • Trucosmetico comentó:

    Nos parece bastante acertado el señalar que el ejercicio físico también tiene ciertos riesgos, sobre todo la exposición a los rayos UV. Sin embargo, nos gustaría apuntar que en líneas generales, el ejercicio físico moderado es más beneficioso que perjudicial. Por otro lado, echamos de menos en el post posibles medidas para protegernos de ese “doble filo” al que hacéis referencia. En este sentido, nosotros dimos unas recomendaciones, allá por el mes de julio pasado, centrado en cómo los nadadores pueden protegerse del sol, pero que bien podría servir como guía en cualquier otra actividad al aire libre. (“La piel y la natación”, http://wp.me/p2xmvf-1U). Un saludo

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*